Summer School “Teaching Thinking”.

¿Cuándo tomas una decisión te paras a pensar las posibles opciones? ¿Y las  consecuencias de cada opción? ¿Y la importancia que tiene cada consecuencia? ¿Eliges cuál es la mejor opción a la luz de las consecuencias? ¿O simplemente tomas una decisión sin analizar todas las consecuencias?

Esto es un simple mapa de pensamiento que todo el mundo debería utilizar para tomar correctas decisiones.

¿Por qué no enseñarles a los niños desde pequeños a pensar bien?

OGLS9303

Pero… ¿Por qué pensamos mal? Porque realizamos un pensamiento superficial, precipitado, poco claro y desorganizado. ¿Y cuándo ocurre esto? Cuando tomamos decisiones, resolvemos problemas, predecimos, explicamos causas, comparamos y contrastamos, etc.  ¿Y cómo podemos solucionarlo? Con Destrezas de Pensamiento. Se trata de realizar un tipo específico de pensamiento de manera cuidadoso y con destreza.

Las piedras angulares de las aulas del siglo XXI son pensamiento, comunicación y colaboración. Con el “TBL” (Teaching Based Learning) se trabajan las tres. En la cultura de pensamiento se trata de realizar una “infusión” del pensamiento crítico y creativo en la enseñanza de los contenidos curriculares. Es decir, activar el potencial del estudiante para mejorar el aprendizaje y el pensamiento de calidad.

IMG_5434

Muchos maestros han reconocido que la metodología de enseñanza estándar que enfatiza la memoria y el aprendizaje por repetición es ineficaz a la hora de conseguir un aprendizaje profundo, significativo y duradero. Con las lecciones TBL, el alumno aprende una serie de destrezas de pensamiento que luego usa para explorar el contenido curricular importante con más profundidad que la obtenida a través de la instrucción basada en un aprendizaje memorístico. Produce un pensamiento rico, una comprensión profunda y un aprendizaje duradero. Estos son algunos de los múltiples beneficios que se obtienen de la cultura del pensamiento.

DPCW8253

Las dos primeras semanas de julio, estuve en Madrid en el CTT Summer Institute presentado por Robert Swartz y Viridiana Barban.  Se trata del primer paso en el proceso de certificación como profesor TBL. Durante la primera semana, estuvimos aprendiendo destrezas de pensamiento analítico, crítico y creativo como: pensar sobre las partes y el todo, comparar y contrastar, toma de decisiones con destreza, resolución de problemas, predicción con destreza, explicación causal con destreza, desarrollar ideas creativas y creación de metáforas.

Durante la segunda semana, exploramos nuevos caminos para trabajar la metodología TBL y hacerla más inclusiva. Para ello, estuvieron Antonio Márquez, Paulina Bánfalvi y Óscar Campo compartiendo propuestas en las que han estado trabajando. Nos las mostraron y estuvimos viendo como podíamos adecuarlas para que fueran todavía más inclusivas. Nos enseñaron a programar teniendo en cuenta tanto las necesidades que presentan dificultades de aprendizaje como para los alumnos de alta capacidad y nos mostraron cómo las lecciones TBL pueden proporcionar un marco cooperativo en el que cada estudiante encuentra la oportunidad de ir más allá y profundizar más en sus procesos de aprendizaje y en su desarrollo de habilidades de pensamiento, y al mismo tiempo compartir sus resultados y experiencias con todo el grupo.

HODO0868

El marco de enseñanza del aprendizaje basado en el pensamiento se estructura en tres momentos: el pensamiento activo y la metacognición, los cuales paso a describir:

  1. La realización del mapa de pensamiento:

Hacer explícito qué hace que el pensamiento se realice con destreza mediante la elaboración y registro del mapa de pensamiento en colaboración con los estudiantes. Pero solo se hará con los alumnos la primera vez que se utilice una destreza. El mapa de pensamiento se quedará de manera visual en el aula para que lo puedan utilizar cada vez que utilicen de nuevo esta destreza. Irá variando según la edad de los alumnos.

  1. El pensamiento activo:

Involucrar a los estudiantes en la práctica de este tipo de pensamiento: que piensen con destreza sobre algo importante del currículo. Guiarlos a través del mapa de pensamiento. Se trata de realizar la destreza de pensamiento en el organizador gráfico.

  1. La metacognición:

Animar a los alumnos a pensar sobre su forma de pensar (metacognición) ayudándoles a guiarse a través de las preguntas del mapa de pensamiento. Es recomendable que la escalera de metacognición esté siempre visible en el aula.

escalera-de-la-metacognicion-1-539x500

Más concretamente dicho, los pasos que hay que llevar a cabo para la enseñanza de las lecciones de infusión son los siguientes:

  1. Establecer contenidos y objetivos.
  2. Seleccionar la destreza de pensamiento más eficazpara trabajar ese contenido concreto.
  3. Elegir los materiales que se van a utilizar y planificar la lección.
  4. Presentar la destreza de TBL que se va a practicar con un ejemplo sencillo que variará dependiendo de la edad de los alumnos.
  5. Presentar el mapa de estrategias de pensamiento y las preguntasque guiarán al alumno en el proceso cognitivo más eficaz para conseguir los objetivos que se plantean. Si es la primera vez que van a realizar esa destreza de pensamiento, se co-construye el mapa con ellos.
  6. Comenzar la lección con la lectura de los materiales y la puesta en común en el grupo.
  7. Definir la pregunta o preguntas que deberán responder los alumnos al final de la actividad.
  8. Trabajo en grupo de los alumnos.Los estudiantes leen, comparten, contrastan puntos de vista y aclaran dudas en equipo con la ayuda del profesor. Así, los alumnos son los protagonistas de la lección y no el maestro. Los grupos siguen el mapa de pensamiento y rellenan el organizador gráfico conforme van encontrando las respuestas.
  9. Puesta en común. Todos los grupos exponen sus ideas, debaten y se recogen las conclusiones en un organizador gráfico común que se escribe en la pizarra. Un secretario o el mismo profesor van recogiendo en un organizador general todas las aportaciones de los alumnos.
  10. Metacognición. Los alumnos reflexionan sobre lo que se ha aprendido y el proceso seguido para ello ayudándose de la escalera de metacognición.

Lo mejor de la metodología TBL es que es compatible con cualquier otra metodología como por ejemplo el aprendizaje cooperativo. Los alumnos tienen que respetar lo que dicen los compañeros, autorregularse, compartir sus pensamientos, se enriquecen de lo que piensan los demás, etc.

Al fin y al cabo, se trata de hacer pensar a los alumnos con una rutina de pensamiento y después escoger la destreza más adecuada para responder a la pregunta que se han hecho los alumnos.

¿No pensáis que el mundo iría mejor si nos parasemos a pensar antes de hacer cualquier cosa? Entonces enseñemos a los niños a pensar bien desde pequeños.

Porque… todos los alumnos  pueden llegar a ser buenos pensadores.

     782632f7-3b40-49aa-af75-da1287fad82f

 

 

 

  • Carmen García Penalva

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *